lunes, 24 de mayo de 2010

Volante repartido en la UNAM en apoyo a la digna lucha del SME

Al pueblo de México

QUE CALDERÓN SE VAYA

QUE REGRESE EL SME A LABORAR

Con el pretexto de que no hay dinero, Calderón obliga a la inmensa mayoría de la población a pagar una crisis que no provocamos, mientras hace todo para mantener las ganancias de los poquitos que más tienen. Miente. Sí hay recursos, el problema es cómo se manejan.

--Se otorga un aumento al mini-salario del 1% (2 pesos con 58 centavos) a los trabajadores, mientras el ejército recibe el 40% y la policía federal el 115%. Esta es la política salarial de Calderón.

--Se escandalizan y satanizan a un electricista que recibía un salario de 6,000 pesos mensuales, pero qué dicen de la grosera opulencia en que viven los ex-presidentes a costillas del erario público (los recursos del pueblo); la manutención de unos cuantos ex-presidentes durante el 2010 ascenderá a 438 millones 481 mil 787 pesos. Ante esto Calderón, cómplice y futuro beneficiado, calla. Nada dice de los groseros salarios de ministros de la Suprema Corte (347,000 mensuales), de los consejeros del IFE (330,000 mensuales entre sueldo, bonos y prestaciones), de los diputados (152,446 mensuales entre dieta, asistencia legislativa y atención ciudadana), de senadores (146,000 mensuales más prestaciones).

--Calderón se quejaba amargamente por el gasto de 40 mil millones de pesos que hacía Luz y Fuerza (obligada por... ¡el mismo gobierno!) a comprar el fluido eléctrico a CFE; pero nada dicen de los cientos de miles de millones de pesos que dejan de ingresar al presupuesto federal por la condonación, la rebaja e incluso el no pago de impuestos de una cuantas grandes empresas. Tan solo durante 2008, hacienda dejó de recibir 411 mil 152 millones de pesos al devolver impuestos y no cobrar el 30% sobre las ventas a sólo 12 empresas (entre ellas CEMEX, Américan Móvil, Comercial Mexicana, Telmex, Walmart, Liverpool, FEMSA y grupo Saba). Mientras a la mayoría de los trabajadores nos obligan a pagar impuestos, nos aumentan el IVA y demás impuestos a todos. Esta es la política fiscal de Calderón. Y no es casual que tan sólo 17 empresas hayan acumulado ganancias por 49 mil millones de pesos sólo en los primeros 3 trimestres de 2009 (¡en plena crisis!) aumentando sus utilidades hasta en un 50%; entre esas 17 empresas se encuentran Américan Movil, Walmart, FEMSA y otras más de las 12 que no pagan impuestos o pagan menos de lo que deberían; mientras la población ve cada vez más reducidos sus ingresos y su poder de compra, porque Calderón, sumiso sirviente de los más ricos, privatiza las ganancias y socializa las pérdidas.


CUMPLIMOS UN MES EN HUELGA DE HAMBRE

Porque no aceptamos que de un plumazo se eche a la calle a más de 44 mil electricistas, en un país donde, la voracidad de los patrones y la sumisión del gobierno a éstos, ha llevado a más de 2 millones y medio de desempleados; y más de 25 millones de personas en el subempleo, sin prestación alguna, rifándosela día a día para llevar el sustento a su hogar. Esto es lo que hace el “presidente del empleo”.

Porque ya se ha demostrado con datos que Calderón mintió para liquidar Luz y Fuerza, que ésta era una empresa rentable y Calderón sólo quiere privatizar la industria eléctrica para beneficio de las grandes trasnacionales.

Porque ya no soportamos más esta situación de dar todo a unos cuantos, los que más tienen y nada a la inmensa mayoría de la población. Porque queremos un trabajo digno para dar sustento y educación a nuestros hijos.

Porque tenemos la razón y, si hubiera justicia en este país, los desempleados serían los zánganos que nos gobiernan.

Porque tenemos dignidad y primero muertos antes que claudicar.

La huelga de hambre inició el 25 de abril con 10 compañeros, cada día se suman más y al 25 de mayo son ya 93 huelguistas. Al gobierno no le importa la vida de los trabajadores y las televisoras tampoco, guardan absoluto silencio y sólo hablan para mentir y desprestigiarnos.

Sólo el pueblo nos puede salvar. En sus manos ponemos nuestras vidas. Que se convierta en un clamor general:

¡Devuelvan ya su trabajo a los electricistas!

No hay comentarios:

Publicar un comentario