jueves, 20 de octubre de 2011

Operativo municipal desaloja con lujo de violencia a Indignados en Tijuana.

Mientras la violencia, la corrupción, el desempleo y la carencia de educación descompone y secuestra y fragmenta la sociedad de México, los jóvenes de Tijuana tomaron la palabra para invitar a expresar indignación de forma pacífica y creativa.

Esta actividad fue interpretada por el gobierno de Baja California como un delito:


A las 2:00 hrs de este martes el campamento de Indignados, que ocupó el camellón del Paseo de los Heroes frente a Plaza Río en Tijuana, fue asaltado por un comando de encapuchados que sin identificarse sometieron a los ocupantes desalojaron el campamento de estudiantes tomando 26 detenido entre ellos 6 mujeres y un bebe de dos años que fue arrebatado de las manos de su madre.

Les fueron decomisados objetos tan peligrosos como instrumentos musicales, computadoras, tiendas de campañas y alimentos.

Cuando los familiares de los detenidos intentaron informarse o acercarse para saber sobre sus hijos fueron agredidos.


Este es el testimonio de los indignados de Tijuana.



La autoridad de Tijuana, y el gobierno federal reprime, veja y criminaliza a los ciudadanos que se indignan contra la violencia, el desempleo y la falta de espacios para la educación; mientras que gobernantes corruptos como el de Nuevo León, violadores, asesinos y represores como Enrique Peña Nieto, mafiosos y ladrones como Salinas y Elba Ester gozan de impunidad y protección en el gobierno ilegitimo y violento de Felipe Calderón.

¡Indignate, toma la palabra, denuncia toma la calle!


No hay comentarios:

Publicar un comentario