viernes, 6 de agosto de 2010

Peña Nieto reprime a damnificados de Chalco.






Después de la tormenta, no ha llegado la calma para Chalco. Otra vez, el jueves 25 de febrero los damnificados no recibieron ayuda del gobierno estatal pero sí golpes por parte de los elementos de la Agencia de Seguridad Estatal (ASE) y la Policía Federal; el saldo del enfrentamiento fue de varios lesionados, dos detenidos y daños materiales.

Los colonos afectados por las inundaciones exigían ayuda a las autoridades mexiquenses, porque habían sido excluidos del padrón de apoyo y porque los 20 mil pesos que les habían entregado a otros era insuficiente para resarcir los daños. Los manifestantes tenían planeado cerrar la autopista México-Puebla, por lo que al lugar llegaron centenares de elementos de la Agencia de Seguridad y la Policía Federal para impedirlo.

Aun cuando esperaban la presencia de algún funcionario o representante del gobernador del Estado de México, Enrique Peña Nieto, nadie apareció. Los que si respondieron fueron policías, con sus toletes rompieron los vidrios de los vehículos para evitar que los conductores lograran su cometido.

La molestia de los damnificados fue entonces mayor. Los habitantes de Chalco empezaron a aventar piedras y palos a los uniformados, por lo que la gresca creció todavía más.

Para intentar "controlar" la situación, los elementos usaron gases lacrimógenos, a pesar de que en lugar había mujeres y niños. Incluso, en el zafarrancho fue golpeada una persona de la tercera edad, en un segundo enfrentamiento en la avenida Solidaridad. Para reforzar las acciones unos 250 elementos de la Policía Federal arribaron al sitio, cantidad que se sumó a los 100 de la ASE que se encontraban ya en la zona.

Los vecinos declaran que es legítimo su movimiento de resistencia, por lo que manifestaron que el gobernador Enrique Peña Nieto minimiza su responsabilidad en el problema.

Los habitantes de los municipios de Ixtapaluca y Valle de Chalco-Solidaridad han sido agredidos por la policía en tres ocasiones durante este mes. La primera fue el pasado 16 de febrero cuando fueron desalojados violentamente por elementos de la policía estatal por bloquear durante media hora la autopista México-Puebla. Un día después, vecinos de la colonia El Molino bloquearon la misma vía, luego de que detectaron varias fisuras en los bordos del río La Compañía.

Dos personas que fueron detenidas en el enfrentamiento el pasado jueves: Jesús Fernández Arragán y María Antonieta López Oliver están acusados por los gobiernos estatal y municipal de ser los principales responsables de los hechos violentos del jueves pasado, al incitar a la población a cerrar la autopista, lo que derivó en un enfrentamiento con la fuerza pública. Se les fijó una fianza de 150 mil pesos, que no pudo ser cubierta por lo que fueron trasladados al penal estatal Neza-Bordo para responder por los presuntos delitos de ataques a las vías de comunicación, daño en propiedad ajena y resistencia de particulares.


Son agitadores dice Peña Nieto

Enrique Peña Nieto dijo que los hechos fueron provocados por “agitadores sociales” que buscan sacar ventaja política de la desgracia.

Declaró que se ha intentado “politizar el tema por algunos grupos que responden a distintas organizaciones políticas”. “No podría señalar ni siquiera a qué afinidad partidaria respondan, pero que están ahí insertos, que han venido agitando un poco, sobre todo entre aquellas personas que no siendo afectadas han querido también encontrar en ello oportunidad para recibir algún beneficio.”

Dijo el desalojo que hizo la Policía Federal fue para prevenir afectaciones viales en la carretera México-Puebla, “que pudiera entorpecer la actividad económica que se tiene en la zona”.

En respuesta, vecinos de Chalco le respondieron que “no fuimos a pelear, fuimos porque nos falta ayuda. No tenemos líderes. Ahora que no cuente con nuestro voto”, advirtieron. En la manifestación pudo filtrarse algún vecino que “nada tenía que hacer, pero era en apoyo de sus familiares; sin embargo, prácticamente el ciento por ciento de los manifestantes resultaron afectados en sus viviendas”.

“Nosotros no fuimos a pelear y si Peña piensa eso, pues está mal, eso no es verdad. ¿Por qué mejor no da la cara? ¡Que venga, que venga calle por calle a ver si están las ayudas! Así como pidió el voto, que se acuerde, porque nosotros sí votamos por él, por eso está donde está.

Aseguran que la protesta realizada es legítima porque los apoyos fueron discrecionales; “No sabemos por qué realizaron el censo si la ayuda se entregó al parejo”, la Policía Federal y la ASE. “Hay gente que no ha recibido ningún tipo de apoyo, por eso están molestos e inconformes; muchos perdieron todo y, sin embargo, todavía no reciben nada de apoyo”
Desmienten ayuda estatal

El gobernador Enrique Peña Nieto miente al informar en televisión que todos los damnificados de la inundación que provocó la fractura del canal La Compañía ya recibieron 20 mil pesos en compensación por las pérdidas que sufrieron, aseguraron vecinos y comerciantes, de Chalco y Valle de Chalco.

La inundación efecto alrededor de 2 mil casas de Valle de Chalco y 2 mil 500 de Chalco

Denuncias.

Paola Corchado, vive en la colonia Unión de Guadalupe, no recibió el apoyo de certificado y monedero electrónico. En ese domicilio viven cuatro familias en igual número de departamentos, pero sólo fue entregado un paquete por parte de la Secretaría de Desarrollo Social Federal y del gobierno estatal. Mientras en la vecindad ubicada en la avenida Solidaridad de la colonia Unión de Guadalupe, en Chalco, las cuatro familias afectadas, una por departamento, sí recibieron el apoyo completo.

Aurelia Herrera, María Horta y Juan Meléndez viven en la calle Oriente 26 y denunciaron que ni el gobierno estatal ni la Sedesol los incluyeron en el censo para recibir cheques por 20 mil pesos.

Guadalupe Amézquita, de la colonia San Isidro, dijo que sólo recibió el monedero electrónico pero no los recursos autorizados por la Secretaría de Desarrollo Social (Sedeso) porque prevalece la desorganización y “llevan toda la semana con rectificaciones”.

Álvaro Espinosa no fue beneficiado con los certificados que otorgó el gobierno federal ni con los monederos electrónicos de la autoridad estatal. “en diferentes casas viven dos, tres, hasta cuatro familias, unos rentando, otros de arrimados, en fin” y resulta que los encuestadores le dijeron: “como vives con tu familia, no eres afectado, nada más al propietario”.

Esperanza Morales Aguilera vecina de El Triunfo “Somos cinco familias, yo perdí mis muebles, todas mis cosas; sin embargo no me censaron, sólo a una familia por lote, a los demás damnificados no”.

María Muñoz Guerrero, propietaria de una tienda de ropa en la colonia San Isidro, dijo: “en la televisión salió que Peña Nieto había apoyado con 20 mil pesos a los propietarios de los negocios”. En su local el agua alcanzó dos metros de altura y todos sus bienes se perdieron, lo cual constataron empleados de la Secretaría de Desarrollo Social federal y de la Secretaría de Gobierno estatal. “Ahora nos dicen que a los comerciantes nos van a abrir un crédito; imagínese, si yo todo lo perdí ahora me quieren endeudar. Yo no quiero financiamiento, quiero el pago de mis daños porque la pérdida fue total”, “No fue una cosa natural, fue negligencia del gobierno, pues hace 10 años sucedió lo mismo”, dijo.

Luis Sánchez Jiménez, líder estatal del PRD, informó que 15 % de los 11 mil damnificados oficialmente contabilizados por el gobierno no recibieron ningún recurso de los gobiernos federal y estatal. La autoridad estatal no apoyó a todos los afectados, dijo, y reveló que sólo durante la noche del lunes y la mañana del martes erogó por sus infomerciales en la televisión entre 15 y 20 millones de pesos, y lucró con la tragedia que sufrieron los habitantes de Nezahualcóyotl, Ecatepec, Valle de Chalco y Chalco. Demandó investigar la relación que tiene la cadena Soriana con el gobierno del estado de México, pues los monederos electrónicos que entrega son para esa firma comercial. Recordó que entre 2008 y 2009 el gobierno estatal pagó 3 mil millones de pesos a Soriana y en el proceso electoral de julio pasado “se compró el voto” con monederos electrónicos de esa empresa.

Emergencia rebasó fondos estatales: Peña

Peña Nieto afirma que las inundaciones tienen un impacto económico que rebasaron los ahorros que tenía el gobierno mexiquense en su Fondo Estatal de Atención de Desastres.

¿Pues a cuanto asciende este fondo? Si no hay dinero para atención a desastres, ¿cómo es posible que el gobernador gaste unos 405 millones 88 mil en Televisa para salir en el programa Zona Abierta, conducido por Héctor Aguilar Camín, así como seis entrevistas en diversos espacios y un paquete de noticias? ¿No son los habitantes del estado de México quienes pagan el contrato de 305 millones 688 mil pesos por la difusión de 108 notas informativas para el gobierno de Peña Nieto?

No hay comentarios:

Publicar un comentario